Humo


Ayer tenía una historia pero hoy,… hoy la verdad es que no sé siquiera si pensar en tener algo. Y es que hay días en los que uno desaparece, parece como si te convirtieras en humo, en una niebla que apenas se nota. Sabes que estas ahí, que esta ahí,  pero a nadie le importa. Si acaso alguna molestia, alguna queja por tu presencia. Pero realmente no importa que estes o no estes.

Ese humo vaporoso en el que me he convertido es fruto de mi vida. Es lo que he buscado y que a veces consigo. Pasar desapercibido, sin que se note que estas, vivir en un continuo segundo plano, sin protagonismo, siempre siendo actor de reparto y nunca el guapo protagonista.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s